viernes, 1 de mayo de 2015

Larga vida a los delineadores de labios!


(De izquierda a derecha, parte superior) Delineador NYX en tono 845 "HOT PINK" y labial de M·A·C "Candy yum-yum". (De izquierda a derecha, parte inferior) Delineador Bissú Tono 14 y labial de M·A·C "Full Fuchsia"
Usar un lápiz delineador debajo de nuestro labial no está pasado de moda como muchos piensan, ni se ve "muy de los 80's y 90's"; por el contrario, este cosmético tiene muchos beneficios de los que muy poca gente está enterada.

Una de las cualidades que reporta el lápiz delineador es que, al ser de una textura muy "cerosa" y "pesada" tiene la característica de que se adhiere fuertemente a los labios, lo que significa que no se borrará ni se caerá tan fácil como un lápiz labial regular. De hecho, los delineadores carecen de agentes humectantes y tienen mucho más pigmento por gramo que un lipstick regular. De la misma forma, estos productos dejan un acabado "pegajoso" perfecto para aplicar la barra de labios encima y asegurar que el color no vaya a ningún lado.

Por lo tanto, les comparto que, lo primero y lo más importante a la hora de usar un delineador de labios es asegurarnos que el labial y el delineador sean del mismo tono y color; ya que si elegimos colores contrastantes acabaremos con el horrible look "ochentero y noventero" que no es nada favorecedor (sí, todos recordamos cuando se usaba el delineador de labios en café con un labial blanco-tornasolado encima... ¡guac!). Así que, si llevaremos los labios fuchsia, es indispensable que nuestro delineador sea fuchsia también; o si los llevaremos en un tono rojo encendido, debemos apostar por un delineador del mismo tono y color, y así sucesivamente...

Además, es primordial que no sólo delinees los labios; es decir: Después de usar el lápiz delineador para dibujar el contorno, es necesario que prosigamos a rellenar los mismos con el producto, cubriendo toda la superficie de los labios (como si se tratara de un lipstick).



Labios delineados y "rellenos" con el delineador de la marca YOUNIQUE en tono "Primal".
Cuando uses esta técnica, te darás cuenta que tus labios permanecen pintados por más tiempo y que necesitas mínimos retoques a lo largo del día; incluso después de comer, besar o beber. También, al usar delineador antes de aplicar el lipstick, estamos asegurando que el labial se adhiera correctamente a los labios, por lo que es muy difícil que acabemos con el color corrido.

**Tip** Sácale punta a tu delineador antes de aplicarlo, con el fin de que la punta esté lo más puntiaguda posible y puedas dibujar el contorno de tus labios fácilmente y sin errores.

Por último, les comento que si no saben qué color de delineador comprar siempre se pueden apoyar en los artistas de maquillaje o en los vendedores de cada una de las marcas, ya que ellos están capacitados para orientarnos de la mejor manera posible. En caso de que deseemos comprar un delineador más económico y la marca no tenga vendedores capacitados en cada lugar donde vendan sus productos (Bissú, por ejemplo) es recomendable llevar tu lápiz labial y probar varios delineadores en tu mano, para que puedas compararlos y puedas elegir el tono más parecido posible.

Muchas gracias por leerme.
Montserrat G.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario