miércoles, 15 de julio de 2015

No heat June



A pesar de que amo y adoro llevar el cabello lacio, tengo que ser realista y admitir que planchar mi melena todos los días no es exactamente lo más saludable del mundo (especialmente ahora que llevo el look ombré y la decoloración lo ha dañado considerablemente). Es por eso que durante los últimos 4 años he puesto empeño en reducir el número de veces que uso calor en mi cabello a sólo dos veces al mes y, además, elegir un mes al año donde por 4 semanas hago una promesa de que no usaré ni la plancha ni la secadora en mi melena.

¿Quieres saber por qué? Bien, pues cuando decides no usar calor de ningún tipo en tu cabello por un mes no sólo estás evitando dañarlo aún más, sino que también te estás dando la oportunidad de conocer cuál es la textura real de tu pelo, además de que descubres nuevas formas de peinarte y de lucir un tanto diferente (en caso de que todos los días lleves tu cabello peinado con calor). De hecho, la idea principal es que encontremos maneras "heat-free" de peinarnos, las cuales poco a poco harán que nos sintamos cómodas con la manera en que nuestro cabello luce, sin necesidad de usar técnicas que sólo suman daño.

Primero que nada quiero aclarar que este método no ayuda a "reparar" un cabello maltratado o sobreprocesado, ya que una vez que dañas tu cabello, ningún  producto o método puede revertir el daño que le hemos hecho. ( Si te interesa saber más al respecto, tengo un blogpost sobre ese tema aquí). La meta principal cuando seguimos este mes sin calor es detener el daño y tratar de que nos enamoremos de nuestro cabello natural, con el fin de que (a la larga) usemos menos calor.

Aunque no lo publiqué ni lo hice del conocimiento de todos, el pasado mes (a partir del 5 de Junio) me comprometí a no usar ni un solo día calor en mi cabello por las siguientes cuatro semanas... y lo logré. Pero, como sé que no es tan fácil guardar la plancha en un cajón bajo llave y simplemente pasar un mes sin usarla, a continuación te comparto tips que me han ayudado a llevar a cabo esta técnica sin tantos dramas ni contratiempos:

1.-Escoge el mes que más te convenga. Parte importante del éxito del programa es que encuentres un mes donde puedas darte este lujo. Por ejemplo, en mi caso el mes de junio es perfecto ya que casi nunca tengo bodas ni compromisos en donde peinar mi cabello en un salón sea necesario, además de que es un mes donde llueve mucho y la humedad y el calor hacen que peinar mi cabello con la plancha sea absurdo de cualquier forma ( se esponjaría en segundos); eso sin mencionar que durante ese mes voy a la playa y casi siempre dejo mis aparatos en casa.

2.- Despunta tu cabello antes. Visitar a tu estilista antes de pasarte el mes sin tu amada plancha es necesario, ya que cuando llevamos el cabello "al natural" es más visible y notorio el daño, además de que las puntas partidas suelen ser más obvias que cuando lo planchamos o alisamos. Igualmente, es buena idea que le comentes a tu estilista que planeas no usar calor en tu cabello, con el fin de que él o ella te pueda recomendar productos o te muestre ahí en el salón alguna técnica para peinarte sin necesidad de usar aparatos eléctricos.

3.- Youtube y pinterest como fuente de inspiración. Si no tienes idea de cómo domar tu pelo o si no quieres vivir con el eterno "messy bun" mientras pasa el mes, puedes darte una vuelta por YouTube o buscar en pinterest ideas de cómo peinarte; ya que ahí encontrarás tutoriales que muestran desde cómo hacerte una trenza francesa hasta cómo hacerte ondas en el cabello sin necesidad de recurrir al calor. Date la oportunidad de probar nuevas técnicas, y tal vez encontrarás algo que te sirva y se convierta en tu nueva forma favorita de peinarte.

4.-Mascarillas, tratamientos, acondicionadores. Una idea fabulosa es que durante este tiempo le dediques más atención a tu cabello, aplicándole tratamientos o mascarillas que hidraten el cabello, combatan el frizz y lo hagan tener brillo y verse saludable. Es más probable que logres pasar el mes sin usar tus aparatos de calor cuando tu melena se ve espectacular, ya que reduce la necesidad de hacerle "algo" para que se vea decente.

5.- Messy hair trend. Aprovecha que estamos viviendo la época donde lo desarreglado se ve bien: la melena playera, el chongo despeinado, la trenza floja, el estilo boho-chic... Ahora más que nunca nos podemos dar el lujo de llevar un cabello más relajado y vernos à la mode.

6.- Maquillaje. Si de plano te sientes desarreglada cuando no alacias u ondulas tu cabello, puedes recurrir a prestar más atención a tu maquillaje: muchas mujeres encuentran el equilibrio que necesitan cuando prestan más atención a lo que aplican a su cara. Sí, quizás un chongo despeinado no sea algo que te encante, pero una vez que lo lleves con un labial rojo o con un smokey eye quizás cambiarás de opinión.

¿Ustedes usan calor en su cabello constantemente o prefieren llevarlo al natural?
Muchas gracias por leerme.
Montserrat G.











No hay comentarios.:

Publicar un comentario